728 x 90

La brutal patada de un jugador que dejó inconsciente a un árbitro en Brasil: fue acusado de tentativa de homicidio


El encuentro que enfrentaba al Esporte Clube Guarani y Sport Club São Paulo, arrojó una escena impactante, desgraciada y nunca antes vista, como fue la brutal agresión del futbolista William Ribeiro al árbitro del partido, quien tras recibir una patada en la cabeza fue trasladado a un hospital en estado de inconsciencia.

En el minuto 15 del segundo tiempo, el agresor, que juega en la posición de lateral izquierdo, fue amonestado por el juez Rodrigo Crivellaro Dias y la reacción del jugador fue levantarse lleno de ira y empujarlo en primera instancia y luego, cuando el árbitro estaba en el suelo, le asestó una criminal patada en la cabeza que lo dejó inconsciente sobre el césped. Compañeros y rivales tuvieron que contener al jugador.

La ambulancia tuvo que ingresar en el campo y trasladar a Crivellaro de inmediato en una ambulancia al Hospital São Sebastião Mártir mientras que el jugador brasileño fue arrestado por la policía y acusado con cargos de tentativa de homicidio.

El Presidente de la la Serie 2, Luciano Hocsman, puso en su cuenta de Twitter que el árbitro se está recuperando: “Hablé con el árbitro Rodrigo Crivellaro, cobardemente atacado por un jugador paulista, en el partido contra Guaraní. Está siendo medicado en el Hospital y se está recuperando felizmente. El FGF está brindando todos los cuidados necesarios y será el Tribunal quien evalúe el episodio”.

Por lo ocurrido, Ribeiro fue arrestado y acusado de tentativa de homicidio, lo que sin lugar a dudas supondrá el punto y final a su carrera futbolística.

El comunicado del Sport Club São Paulo sobre la agresión de su jugador, William Ribeiro, al árbitro Rodrigo Crivellaro Dias.

Desgraciado. Lamentable y, sobre todo, repugnante.

En el mismo día en que toda la familia rojiverde se reunió para celebrar otro aniversario - 13 años del Sport Club São Paulo -, nuestro Club enfrentó uno de los episodios más tristes de su historia, una escena fatídica que conmocionó a todas las personas que aman no solo al fútbol Gaúcho, sino a todos aquellos que simplemente aman el deporte en general.

Puede estar seguro, lo sentimos y estamos profundamente avergonzado de todo lo que sucedió, todos nosotros absolutamente, toda nuestra nación rojo-verde: administración, fanáticos, otros jugadores, etc. Pedimos disculpas, las máximas de todas las disculpas del mundo al maltratado profesional y su familia, así como también pedimos disculpas al público en general por la lamentable escena vista hoy.

El contrato con el atleta infractor se rescinde sumariamente. Además, se tomarán todas las medidas posibles y legales en relación con el hecho.

Comentar esta nota

 

 

COLUMNISTAS

TWITTER

FACEBOOK